IXTAPALUCA, Edomex. 12 de enero.- La alcaldesa antorchista de este lugar, Maricela Serrano Hernández, reveló está tarde, que ya había acuerdo para pagar el rescate de su señor padre Manuel Serrano Vallejo, por parte de los secuestradores, pero las negociaciones se terminaron cuando el gobierno del estado de México, también rompió las pláticas con los antorchistas.

Dijo que ya se tenía el monto del dinero que se había exigido para la liberación, cifra que no quiso decir, pero estableció que el procurador mexiquense, Miguel Ángel Contreras Nieto, ya hasta tenía fotos de los secuestradores e incluso se había montado un operativo, con el rescate, pero todo se suspendió.

Informó que se tuvo contacto vía telefónica en siete ocasiones con la banda que la Procuraduría General de Justicia del estado de México, clasificó como “un grupo delictivo no profesional”.

Reconoció que antes de que se rompieran las pláticas con el gobierno del estado de México, indirectamente el procurador, Miguel Ángel Contreras, le pidió que dejara el cargo de alcaldesa de Ixtapaluca.

“El procurador del estado de México dijo que en mi papel de presidenta no podía estar haciendo declaraciones, culpando al gobernador, yo le dije que está culpando al que resulte responsable como se dicen en las denuncias, si usted le pone nombre y apellido, es bronca de usted”, recordó

Asimismo, estableció que el procurador mexiquense le dijo: “Es que así no te conviene, deberías de reflexionar, para que en todo caso te retires de donde estas y no pongas en peligro la vida de tu padre”.

Todo esto, indicó, ocurrió durante el pasado mes de octubre, el día que se rompieron las negociaciones con los secuestradores y con el gobierno del estado de México.

Desde entonces, el Movimiento Antorchista Nacional, empezó a hacer manifestaciones y cadenas humanas en el Distrito Federal para pedir la intervención de la Procuraduría General de la República (PGR) y de la Secretaría de Gobernación para exigir la liberación del señor Manuel Serrano Vallejo.

Adelantó que la semana que viene harán una cadena humana y partirán de la alameda central a la residencia oficial de los Pinos, para pedir la intervención directa del presidente Enrique Peña Nieto.