OTUMBA, Edomex., 18 de noviembre de 2013.- Comerciantes establecidos consideran que El Buen Fin es una forma para que los consumidores adquieran sus productos en las tiendas departamentales, con la promoción que pueden pagar a meses sin interés.

María Dolores Herrera, propietaria de la mueblería El Roble, ubicada en el municipio de Otumba, mencionó que en la región no se compara como en otros municipios o en el Distrito Federal, ya que los habitantes no cuentan con empleos que les otorguen un aguinaldo y puedan aprovechar las ofertas de esta iniciativa comercial.

“Solamente son los maestros que han llegado a comprar, principalmente muebles, curiosamente, invertí para vender en los electrodomésticos, sin embargo, fueron los roperos, salas y comedores los que más vendieron”.

Por lo que mueblería para competir con las pocas tiendas departamentales de la zona, ofreció la promoción de apartar los muebles de su preferencia y liquidarlos en los próximos días, antes del 2 de enero.

“Yo les dije a mis clientes que no se dejen engañar, las tiendas comerciales les duplican el precio a las personas, ya que los abonos chiquitos dejan muchos problemas, por eso en la mueblería tiene el lema ‘No está caro, páguelo rápido’”.

Finalmente consideró que sus ventas registraron un ligero aumento, aunque las personas no adquirieron pantallas o electrodomésticos como el año anterior.