Hay molestia por parte de empresarios restauranteros, luego de que por sus pistolas, y sin justificación legal, el Ayuntamiento de Metepec cerró el restaurante Izy, de Tecnológico, que operaba bajo los parámetros y lineamientos establecidos por las autoridades tanto federales como locales.

De buenas a primeras, personal bajo las órdenes de la alcaldesa Gabriela Gamboa, clausuró el establecimiento que entregaba comida para llevar. Las despistadas autoridades metepequense, les canceraron la posibilidad de empleo a unos 100 trabajadores que, en diferentes turnos, prestaban el servicio implementado bajo los esquemas de la pandemia.

El Coronavirus le dio a Gamboa, se siguió con sus cercanos y generó preocupación entre algunos; pero el Ineptovirus, ese preocupa a todos y es un mal que esta administración no ha podido curar.