MORELIA, Mich., 18 de julio de 2019.- Personal de la Arquidiócesis de Morelia y el ayuntamiento capitalino concluyeron el retiro de un grafiti hecho en la cantería de la Catedral, en las inmediaciones de la plaza Benito Juárez.

El procedimiento requirió alrededor de 20 horas, debido a que se tuvieron que emplear herramientas e insumos específicos para mitigar los daños a la cantería y lograr la extracción de la mayor parte de los pigmentos colocados.

Agregó el Gobierno local que especialistas adscritos al Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) verificaron las condiciones de la zona dañada y dieron su aprobación al mecanismo utilizado para su limpieza.

Tras la detección del grafiti, el pasado miércoles 17 de julio, el ayuntamiento de Morelia refirió que el retiro de los pigmentos implicaría la erogación de entre 30 mil y 40 mil pesos, por la necesidad de recurrir a personal especializado y materiales no abrasivos.

Sigue más aquí.