En un encuentro con ciudadanos y militantes de Acción Nacional del municipio de Tlalnepantla, Víctor Hugo Sondón Saavedra, presidente del PAN en el Estado de México, exigió al gobierno estatal y municipal dar una respuesta urgente a la ciudadanía pues la delincuencia y los delitos de alto impacto se han incrementado de forma alarmante llegando a ser focos rojos.
 
Sondón Saavedra escuchó a los ciudadanos y panistas que, al igual que él, son de Tlalnepantla y expresó que la presidenta municipal y el propio Gobierno Estatal (ambos emanados del PRI) ignoran la violencia, la inseguridad, los delitos de alto impacto como los homicidios dolosos, el robo de automóviles y casas habitación, que no sólo prevalece sino se incrementa ante la omisión de las autoridades.
 
Sondón Saavedra, al pasar a las mesas de los ciudadanos, recibió en hojas escritas de puño y letra el sentir ciudadano manifestando los delitos que a diario se comenten aquí con una inseguridad galopante. Lo acompañaron el diputado local Alberto Díaz Trujillo, el legislador federal Carlos Bello Otero y regidores panistas de Tlalnepantla.
 
En tan sólo nueve meses del 2016, el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública reporta ya 80 homicidios dolosos, cantidad similar a la del 2015, dijo Sondón Saavedra.
 
Indicó que el robo al transporte público es el sufrir de cada día de los ciudadanos de Tlalnepantla y de aquellos que se desplazan por sus principales vías, arrojando números rojos sin respuestas puntuales de la alcaldesa.
 
 Sondón Saavedra reveló que la delincuencia se ha incrementado también en el robo de automóviles, ya que de enero a septiembre del 2016 ya se tiene una cifra de 2 mil 249; despojo con violencia, mil 31 automóviles y sin violencia mil 218, según el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública.
 
En Tlalnepantla, se han denunciado hasta la fecha 8 secuestros. Y de acuerdo con la encuesta «Las Ciudades más Habitables» del Gabinete de Comunicación Estratégica, Tlalnepantla ocupa el sitio 43 a nivel nacional con 1.5 de seguridad cuando el máximo lo tiene Mérida con 2.9 puntos.
 
En cuanto al índice de satisfacción de la gente con su alcalde, la alcaldesa de Tlalnepantla está en el nada favorable sitio 47 con un porcentaje del 40.3, en tanto el Presidente de Nuevo Laredo ocupa el primer sitio con 83.2.
 
 La misma encuesta resalta que la ciudadanía en su ánimo social ve un retroceso en Tlalnepantla, ni siquiera un estancamiento, lo cual se demuestra con los 159 robos a casa habitación entre junio de 2015 y julio de 2016. Esto ha motivado marchas ciudadanas que exigen más seguridad para las familias.  En Tlalnepantla la inseguridad, los robos y los homicidios no son asuntos aislados. ¡Basta ya de tanta inseguridad!”, concluyó Sondón Saavedra