CIUDAD DE MÉXICO, Méx., 2 diciembre  del 2016.- El Programa de Verificación e Inspección a la Importación de Árboles de Navidad ha permitido a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) retornar un total de 14,675 árboles en las inspectorías ubicadas en las Aduanas de Mexicali y Tijuana; Nogales y San Luis Río Colorado; Nuevo Laredo y Reynosa; y Colombia, por presentar insectos considerados como plagas de importancia cuarentenaria para el país.

Durante la operación de dicho Programa, inspectores federales de la PROFEPA han verificado 531,752 árboles de navidad, por lo que sólo 517,077han sido importados al cumplir con los requisitos sanitarios establecidos en la normatividad mexicana, en el periodo comprendido del 3 al 30 de noviembre de 2016.

De estos embarques, no se aceptaron 19 de ellos por presentar insectos considerados como plagas de importancia cuarentenaria, es decir, insectos de los cuales no se tiene conocimiento de su presencia en México de manera oficial o extraoficial, mediante un trabajo de carácter científico; el restante se rechazó por no presentar los documentos de forma correcta.

Las plagas interceptadas son conocidas comúnmente como Gorgojos o Picudos y se nombran científicamente como Cylindrocopturus furnissi, Otiorhynchus rugosostriatus, Nemocestes puncticollis, Polydrusus confluens, Trachyphloeus aristatus y Pissodes fasciatus.

La identificación taxonómica de estas plagas fue realizada en el Laboratorio de Análisis y Referencia en Sanidad Forestal de la Dirección General de Gestión Forestal y de Suelos de la SEMARNAT, el cual tiene entomólogos especialistas en materia forestal. Esta unidad administrativa del sector ambiental es la competente para dictar las medidas fitosanitarias que procedan.

Hasta el momento, los árboles de Navidad que se han revisado por personal de la PROFEPA en la frontera norte de nuestro país son de los siguientes tipos: Abeto Noble (Abies procera), Abeto de Douglas (Pseudotsuga mensiezii), Abeto de Nordmann (Abies nordmanniana), Abeto Grande (Abies grandis) y Abeto Alpino (Abies lasiocarpa).

Con estas acciones, PROFEPA cumple con su papel fundamental de procurar justicia ambiental protegiendo los bosques nacionales y previniendo daños a los ecosistemas del país y garantiza que miles de hogares mexicanos tengan arbolitos de Navidad de excelente calidad.