Toluca, Méx.- 19 de marzo 2020.- Jóvenes moradores de la Casa del Estudiante Ignacio Manuel Altamirano (CEIMA), realizaron una colecta de víveres con la finalidad de contribuir en los gastos que genera su estancia en este lugar.

La falta de apoyos del gobierno para los alumnos, ha dificultado que jóvenes puedan continuar con su formación académica, sin embargo, hay espacios económicos donde los estudiantes pueden morar, ejemplo de ello es la CEIMA, lugar donde los hijos de familias de escasos recursos pueden hospedarse y continuar con su educación profesional.

Los jóvenes que integran la matrícula de las casas del estudiante, han solicitado recursos estatales para que el costo del hospedaje sea menor y así no lacerar los ya gastados bolsillos de sus padres.

Pese a que en este 2020 Alfredo del Mazo Maza se ha negado a apoyar a los estudiantes, ellos continúan con sus tareas alternas en la recolección de víveres para no afectar su permanencia.

Ésta se llevó a cabo en diversos mercados en la que los locatarios amablemente cooperaron para que los muchachos no dejen de estudiar por la falta del apoyo del gobierno estatal.

Al respecto Karen Segundo Segundo, dirigente estudiantil, señaló que a pesar de la falta de apoyo gubernamental, no desisten y siguen tocando puertas en instituciones públicas y privadas para obtener recursos que les permitan terminar sus estudios.