TOLUCA, Edomex., 19 de julio de 2019.- Tener un ingreso propio, sin pedir caridad o sentirse inferior por su discapacidad es uno de los objetivos que llevó a Adriana Leticia Estrella González, a dedicarse de manera profesional a la pintura con la boca y así dar a conocer a la sociedad su labor y se reconozca.

“El trabajo de una persona con una deficiencia o limitación es capaz también de trabajar de una manera formal y profesional como cualquier otra persona”, expresó.

La artista plástica a través de postales, separadores, cuadros, cristal pintadas con materiales como óleo, pastel o acuarela expresa desde hace 10 años su forma de percibir la vida, principalmente sobre la naturaleza, que es su fuente de inspiración.

Pintar antes solo era un pasatiempo pues “yo también me la creía que no podía hacer nada”, pero al unirse a la Asociación Internacional de Pintores con la boca y pie descubrió que es su vocación. 

Dicha organización se fundó hace 60 y cuenta al rededor del mundo con más de 900 artistas con alguna discapacidad, en México son 70 y en el Estado de México son cuatro.

Con precios desde 10 pesos hasta 5 mil pesos dijo la respuesta de la gente ha sido favorable aunque a veces, dijo, tienen temor de preguntar, “pero eso buscamos que se acerquen, que conozcan y sobretodo mi objetivo es fomentar el arte, que es para alimentar el alma”, añadió.