CIUDAD DE MÉXICO., 23 de diciembre de 2016.- El exgobernador de Veracruz, Javier Duarte, se esconde desde noviembre en Centroamérica. Errante, como profesional del escapismo, salta de un país a otro usando pasaportes falsos para tratar de eludir su captura, mientras se hospeda lo mismo en casas rentadas que en hoteles de cinco estrellas.

De acuerdo con una nota publicada por El Financiero, agencias de seguridad mexicanas confirmaron a El Financiero que durante su fuga el expriista ha estado, al menos, en las capitales de Guatemala y Costa Rica, en donde fue detectado tan recientemente como la semana pasada en las cercanías de una zona de lujo de San José, ciudad en donde su extesorero –Vicente Benítez– posee varias propiedades.

Fuentes de inteligencia de alto nivel detallaron a este diario que “toda la información disponible” apunta a que Duarte viajó primero a la ciudad de Guatemala, a principios de noviembre, cuando ya había sido expulsado del PRI y se le perseguía para responder por el desvío millonario de recursos en Veracruz.

LEER MÁS: El Financiero