La pandemia y la economía prioridad; las mañaneras y quejas pueden esperar 

José Luis Camacho Acevedo

La vida de miles de personas en México está en riesgo, y no sólo por la probabilidad de contagiarse de coronavirus, también por las consecuencias directas de la enfermedad como lo es el colapso de la economía, entonces el presidente Andrés Manuel López Obrador y los “abajo firmantes” tendrían que estar más preocupados por ello, y no sólo eso, actuar en consecuencia desde sus ámbitos de influencia. 

La firma de más de 650 científicos, escritores, intelectuales y académicos de un desplegado que denuncia un supuesto intento de atentar contra la libertad de expresión, causo una cascada de opiniones a favor y en contra. 

Uno de los argumentos más usados y quizás en mi opinión el más valido para firmar este texto, es el uso que el mandatario Andrés Manuel López Obrador del pulpito presidencial, desde donde se le ha hecho costumbre cuestionar las notas de algunos medios de comunicación y en su mayoría Reforma. 

La aprobación y credibilidad con la que cuenta López Obrador le dar el poder de convocar a miles de personas en contra de las personas que él denuncia, y en este sentido, denostar o señalar públicamente es una factura que deben pagar los medios y periodistas que no le dan gusto al mandatario. 

Pero también hay que decirlo, estos medios en múltiples ocasiones han fallado a las normas básicas del periodismo, publican en primera plana, notas basadas en rumores, sin verificar con poca investigación, editorializadas… todo esto desde la llegada de Juan Pardiñas a la dirección editorial general de Reforma. 

Por otro lado, quienes rechazan que la libertad de expresión está en riesgo, recordaron con argumentos históricos, que en México nunca se ha gozado de tanta libertad de prensa y para expresar pensamientos e ideas como ahora. 

Y ahora sí valdría la pena cuestionar, donde están todos aquellos abajo firmantes para cuestionar las censuras que sufren bajo amenaza incluso de muerte, decenas de periodistas de pie, amedrentados por el crimen organizado, autoridades locales, políticos y empresarios corruptos, muchas veces autocensurados por los propios dueños de los medios de comunicación donde trabajan. 

Después del tsunami de replicas y contra replicas que generó este desplegado, que supuestamente fue promovido y financiado por Héctor Aguilar Camín, director de la sancionada revista Nexos por irregularidades en su participación en licitaciones, hay tiempo para reflexionar de donde en realidad viene la censura, quien nos dicta que podemos pensar y como debemos actuar en consecuencia. 

Porque como dijo el filósofo indio Rabindranath Tagore: “La verdad no está de parte de quién grite más”.

EN TIEMPO REAL 

1.- El gobernador Carlos Joaquín González encabezó la presentación del proyecto Parque de la Equidad “Una oportunidad para la integración social de Cancún”, en el que trabajan la Agencia de Proyectos Estratégicos del Estado de Quintana Roo en colaboración con ONU-Habitat.

El Parque de la Equidad es una estrategia de planeación urbana que posiciona el espacio público como elemento central para el desarrollo sostenible de la ciudad. El Proyecto contempla el desarrollo de un parque lineal a lo largo de 16 km, con una superficie de 89 hectáreas de espacio público y 2,064 hectáreas de área de influencia en la Zona Metropolitana de Cancún.

2.- Interesante reflexión de la subsecretaria de Hacienda, Vanesa Rubio sobre los Criterios Económicos 2021 en su columna publicada en el diario El Heraldo de México: 

La senadora con licencia explica las cinco razones por las cuales las finanzas públicas se han deteriorado:  Primero, un incremento en el gasto de Salud para atender la emergencia por COVID-19. Segundo, se señalan más recursos para apoyar a las personas y a las empresas. México, después de Bahamas, es el país de América Latina que menos recursos fiscales ha asignado para la reactivación económica 

Tercero, se destacan menores ingresos tributarios y no tributarios por la menor actividad económica. Cuarto, se atribuye parte de la crisis actual a la disminución de los ingresos petroleros. Y quinto, se habla de los mayores pagos que deben hacerse por concepto de deuda externa, dada la devaluación del peso, lo cual también responde a la salida de capitales que ha resultado de la incertidumbre interna.

Estas cinco explicaciones hacendarias hacen pensar que 2021 será un año muy difícil por decir lo menos, con pocos márgenes de maniobra. Los fondos de emergencia se acaban, la austeridad tiene límites, y la narrativa se va a enfrentar a la realidad, detalla en su texto Rubio. 

3.- El periodista Federico Arreola hizo bien en señalar lo siguiente con respecto a uno de los candidatos para la presidencial nacional de Morena: 

“En la entrevista con Ricardo Raphael el diputado Muñoz Ledo se expresa en los peores términos de otro aspirante a encabezar Morena, Gibrán Ramírez: ‘Con él hubo malversación de fondos’.

Para Porfirio es Mario Delgado quien financia a Gibrán Ramírez: lo compró solo para atacar a Muñoz Ledo”. 

Grave señalamiento, pues precisamente Ramírez se ha jactado de ser la opción que haría la diferencia con respecto a la corrupción partidista.