TOLUCA, Edoméx.,27 de noviembre del 2016.- Como delegado en el estado de México de la Secretaría de Economía federal, José Luis Velasco Lino, opinó sobre los beneficios del Paquete Fiscal 2017 recién aprobado por la LIX Legislatura local, consistentes en cumplir con los compromisos del presidente de la República, Enrique Peña Nieto, y del gobernador del estado de México, Eruviel Ávila Villegas, por lo que no lo califica de electorero como muchos políticos de oposición señalan.

“El Paquete Fiscal del año próximo no es electorero, porque si nos damos cuenta y analizamos los principales rubros a atender, asumiremos que son temas necesarios para cumplir con las expectativas de la población, como son los temas de infraestructura, mismos que deben atenderse y deben concretarse en el 2017.

“Las obras públicas son para beneficio de la población mexiquense, además de que son compromisos del presidente de la República y del gobernador del estado de México, por lo que hay que verlos como proyectos que deben concretarse porque son compromisos no actos de campaña.

Hay proyectos de infraestructura determinantes que deben concretarse, como el del Tren Interurbano que conectará al estado de México con la Ciudad de México, como también está por concretar el avance parcial del aeropuerto, como la mejora de los caminos y carreteras de la entidad. Hay también algunos puentes, por lo que hay que cuidar minuciosamente el presupuesto del Paquete Fiscal 2017”, manifestó el otro diputado federal.

Para Velasco Lino, los temas de Salud y de Educación son los ejes rectores a atender el año próximo, aunque sabe que son debatibles en el escenario político, por el trato que se les da, no debe el Estado dejar de atenderlos, porque son muy delicados y causarían estragos en la población, especialmente los sectores más vulnerables que requieren de medicamentos, como de educación subsidiada.

“Hoy reconocemos que la matrícula que tenemos en el estado de México es muy importante en tamaño y en oferta educativa. Es importante reflexionar qué carreras hay, cuáles el Estado les va a dar a la población en los próximos cinco o seis años en la entidad, porque es prudente y necesario saber en dónde se va a invertir para no desaprovechar las ofertas y demandas académicas en turno.

“Hablé recientemente con la secretaria de Educación (Ana Lilia Herrera Anzaldo) sobre el tema y me dijo que están pensando en un estudio de alto impacto en el cual se pueda verdaderamente poner esos recursos en las carreras del futuro y no en las ya saturadas. Como muchos saben, una carrera que está muy saturada es la de Derecho, la cual merece y amerita una gran revisión en sus diferentes áreas y especialidades, para que a la posteridad sea una carrera que sirva de herramienta de otras, porque de lo contrario ya no será vista como una carrera con futuro. Debe haber especialidades, debe haber fortaleza educativa”, argumentó el delegado estatal de la Secretaría de Economía federal.