Toluca, Estado de México, 24 de octubre de 2019. Los elementos más importantes que dan nombre y otorgan identidad al Festival de las Almas, son las ofrendas y altares de Día de Muertos, por esta razón y para difundir las costumbres y tradiciones de los cinco pueblos originarios del Estado de México, se realiza una muestra representativa.

Bajo el lema “Abrazando la diversidad”, la edición 2019 del Festival de las Almas presentará un rediseño de las ofrendas tradicionales, las cuales ahora serán montadas por integrantes de las comunidades indígenas, procedentes de los municipios de Xonacatlán, Temascaltepec, San José del Rincón y San Juan Atzingo, así como estudiantes de la Facultad de Antropología de la Universidad Autónoma del Estado de México, en el Jardín principal de Valle de Bravo.

De acuerdo con la Coordinadora del Colegio de Lenguas y Literatura Indígena de la Secretaría de Cultura, Natalia Melo, esta reestructura incluye el rescate de elementos tradicionales que han caído en desuso, como el sende, el charapi, los tlaxcales, las memelas o metateras y la leche materna, entre otros.

Una muestra en conjunto entre nahuas, matlazincas, tlahuicas, otomís y mazahuas, en la que cada uno de los grupos originarios incluyen los elementos más representativos de sus cosmovisiones y la manera en la que reciben a las almas de los seres queridos y que al mismo tiempo sea una manifestación que existe entre los mexiquenses, es el nuevo concepto que tendrá la tradicional Ofrenda Monumental del Día de Muertos en el Festival de las Almas.

La inauguración oficial está programada para el miércoles 30 de octubre y se llevará a cabo a las 17:00 horas. Contará con la presencia de autoridades de la Secretaría de Cultura, Jefes supremos y Vocales indígenas del Estado de México.

Asimismo, al siguiente día y en coordinación con el Instituto Nacional de Pueblos Indígenas se realizará una muestra gastronómica, así como una expo-venta artesanal para disfrute de los residentes y visitantes de Valle de Bravo.