TOLUCA, Edomex., 10 de febrero de 2019.- Si hubiera una palabra para definir el inicio de torneo del Cruz Azul, irregularidad podría encajar perfecto en el rendimiento de un equipo que acumula dos derrotas, un par de triunfos y un empate.

Es por eso que este domingo los Cementeros bajarán hasta el mismísimo averno para tratar de reencontrarse con su mejor versión futbolística y así sacar el triunfo a costa de un Toluca que se reforzó bastante bien, pero todavía no encuentra la conjunción necesaria para que funcionen en lo colectivo como se desearía en un cuadro con individualidades bastante destacadas en diferentes zonas del terreno de juego.

La urgencia para los mexiquenses es mucha.

Son tres derrotas de forma consecutiva las que arrastran, por lo que este luce como el escenario ideal, por lo que representan los Celestes como rival para tratar de reforzar la confianza y tomar esto como un punto de partida para lo que viene de la campaña.