NEZAHUALCÓYOTL, Edomex., 5 de abril de 2014.- Agentes de la Procuraduría General de Justicia del Estado de México (PGJEM) andan tras la pista del ex policía municipal de Nezahualcóyotl Ignacio “N”, alias El Diablo, presunto autor material del robo de armamento en un módulo Titán de la corporación municipal.

 

El principal testigo es el policía armero que aún se encuentra delicado de salud en un hospital, ya que recibió un fuerte golpe con una varilla o algo similar.

 

Al parecer el ex policía andaba ebrio y junto con otro cómplice llegó al módulo Titán que se encuentra atrás del Centro Comercial Ciudad Jardín Bicentenario, para sorprender al armero y golpearlo.

 

El Diablo se llevó seis armas largas y dos cortas; huyó en un auto Stratus color negro que más tarde dejó abandonado en calle Virgen de los Ángeles, esquina Virgen Sagrado Corazón, colonia Virgencitas y en su interior aún había una de las armas largas.

 

Las corporaciones lo buscaron desde la misma madrugada del sábado, incluso, los patrulleros de la policía del Distrito Federal recibieron la oferta de ser ascendidos al grado inmediato si lo llegaban a capturar.

 

Los datos que tiene la PGJEM son que Ignacio “N”, El Diablo, causó baja de la corporación en febrero pasado por faltista y uno de sus familiares es jefe de turno de la policía municipal de Nezahualcóyotl.