ACOLMAN, Edomex., 18 de marzo de 2014.- Integrantes de una banda de secuestradores originarios de este municipio fueron detenidos en el estado de Hidalgo, los cuales están vinculados en al menos tres plagios, los detenidos golpeaban y torturaban a sus víctimas para presionar a los familiares para que pagaran el rescate que exigían.

La Policía Federal, a través de la División de Investigación, esta semana liberó a una persona en cautiverio y detuvo a seis probables secuestradores, en la casa de seguridad que montaron en el municipio de Zempoala, estado de Hidalgo.

Personal de la Policía Federal informó que las investigaciones se iniciaron por el secuestro de un ama de casa, en diciembre de 2013, en el municipio de Acolman, Estado de México.

Los integrantes de la banda investigaban la rutina de sus posibles víctimas, a través de personas allegadas a la misma. Una vez obtenida la información, procedían a interceptarlas en el trayecto de su casa al trabajo, utilizando varios vehículos, de los cuales descendían personas armadas para amagarlas y someterlas.

Los seis detenidos, se precisó, fueron puestos a disposición del agente del Ministerio Público Federal, en las instalaciones de la Subprocuraduría Especializada en Investigaciones de Delincuencia Organizada (SEIDO).

Ricardo “N”, de 49 años, con domicilio en la colonia San Lucas Tepango, municipio de Acolman, se encargaba de organizar las actividades de los integrantes de la organización delictiva. También participaba en la intercepción de las víctimas y efectuaba las llamadas de negociación con la familia de las mismas.

Lorenzo “N”, de 33 años, con domicilio en la colonia San Lucas Tepango, municipio de Acolman, se encargaba de cuidar y alimentar a los plagiados.

Ausencio “N”, de 33 años, del municipio de Teotihuacán, se encargaba de cuidar y alimentar a las víctimas, además de vigilar las actividades de la familia de los plagiados.

Jorge “N”, de 28 años, Carlos “N” de 18 años  y Gustavo “N” de 20, originarios de Hidalgo, cuidaban y alimentaban a las víctimas. De igual manera vigilaban las actividades de la familia de los secuestrados.

A estas personas les fue asegurada una camioneta GMC Pick up, color rojo, placas de circulación KY-00909 del Estado de México, un rifle, una escopeta, nueve cartuchos útiles para escopeta calibre 12, un radio de comunicación y cinco teléfonos celulares.