TOLUCA, Edomex., 17 de noviembre de 2013.- En una reciente reunión con los vendedores de la Alameda Central donde se congregaron verificadores y administrativos así como el director de Desarrollo Económico, la alcaldesa de Toluca, Martha Hilda González Calderón, fue dura para referirse a los problemas que aquejan al Patio del Sabor con las escasas ventas y la falta de difusión.

En dicha reunión realizada a puerta cerrada, González Calderón expresó su enojo a sus subalternos diciendo que quien no respete los acuerdos con los comerciantes de la Alameda Central y el Patio del Sabor para contribuir en la promoción de esas áreas comerciales y se enliste para otorgar permisos extraordinarios para otros comerciantes en esta temporada decembrina, la advertencia es que presenten su renuncia y busquen irse a trabajar a otros municipios, pues aclaró, en su administración no se aguantarán actos que vayan en una línea diferente a la que ya se ha trazado.