VALLE DE CHALCO, Edomex, 4 de diciembre de 2013.- Una vez que el alcalde Jesús Sánchez Isidoro había disfrutado de la gran fiesta con la que fue recibido para la rendición de cuentas, el trago amargo se le presentó cuando un ciudadano intentó llegar lo más cerca de él para manifestarse.

Ramón Reyes, de manera intempestiva, subió al entarimado que fue colocado a unos metros de donde estaba el pódium pero fue interceptado por un grupo de hombres que lo sacaron prácticamente cargando al someterlo a la fuerza.

El hecho llamó la atención de toda la concurrencia que quería saber lo que pasaba, pero el hombre fue retirado de inmediato.

Una vez en la calle Ramón Reyes dijo pertenecer a una organización política denominada «Dirigentes Unidos de la Región Oriente» DURO y señaló estar muy molesto por el mal gobierno de Jesús Sánchez que no ha hecho obra pública y que despilfarra dinero a manos llenas como lo hizo para los gastos de su informe.

Reyes fungió como director de comercio en una administración pasada y acusó al edil de que en ese entonces quiso sobornarlo.

Se quejó de amenazas en su contra y responsabiliza al edil de lo que le pueda ocurrir por su atrevimiento de manifestarse este miércoles.

Cabe destacar que a pesar de que fue sometido Ramón Reyes no desistía de vociferar en contra del alcalde y con furia arremetía con acusaciones cual sí se tratara de su enemigo personal, toda vez que el enojado ciudadano dijo que aglutina en su organización a dos mil personas, que al menos no lo respaldaron cuando se manifestó.