CHALCO, Edomex., 21 de noviembre de 2013.- Gracias al localizador GPS que traía una camioneta que había sido robada, la policía municipal y la estatal lograron ubicar una casa en la que se desarmaban los vehículos sustraídos en el Distrito Federal y el Estado de México, para vender las piezas como refacciones.

La casa se ubica en las calles de 16 de septiembre y Manuel Ávila Camacho, en el pueblo de San Pablo Atlazalpa, donde fue detenido Carlos Gastón Ojeda García, de 42 años de edad, quien es hojalatero y se dedicaba a quitar las piezas de los automotores. En el lugar, dos hombres más se dieron a la fuga al notar la presencia de los elementos policíacos.

El comandante de la Policía Municipal de Chalco, Arnulfo Tapia Trujillo, señaló que son tres vehículos los que se encontraron en el terreno que está parcialmente bardeado y que también se anunciaba como de venta de refacciones.

Al ser presentado el detenido al Ministerio Público de Chalco, el dueño de uno de los autos encontrados en el lugar lo reconoció como el sujeto que le había robado su automóvil de forma violenta.