TOLUCA, Edomex., 07 de junio de 2019.- A pesar de las acciones emprendidas para la mejora del medio ambiente, continúa siendo una deuda la inversión de recursos en una infraestructura que favorezca la movilidad a través del transporte público eficiente, el uso de bicicleta y favorezca a los peatones, pues las dependencias de obra pública siguen favoreciendo la movilidad del automóvil.

La mejora del medio ambiente, de la calidad del aire es tema integral, sin embargo, actualmente los recursos para la infraestructura se destinan en un 80% en favor del auto, que mueve sólo al 20%, y un 20% a medios alternativos, donde queda el resto de los habitantes, por lo que es indispensable revertirlo, explicó Carlos Mendieta Zerón, director de Fundación Tláloc.

Esta situación, que a pesar de ser petición de años, no hace posible que las condiciones de las ciudades mejoren, “se tiene que invertir la proporción de recursos para la movilidad y que paulatinamente se logre que el mayor recurso se destine a las personas”, expresó el activista.