Toluca, Edomex, 4 de mayo de 2021.- En 20 años dedicándose a la venta de flor, la señora Rosa Pérez Vergara reconoce que el 10 de mayo, Día de las Madres, es una de las mejores fechas para su negocio. Hace un año la emergencia sanitaria impidió siquiera pudiera abrir su local dejándola sin importantes ingresos; para este año, la celebración representa una esperanza para comenzar a recuperarse.

“Esperemos nos vaya bien porque con la pandemia ha estado muy flojo, bajó muchísimo la venta y estamos viendo si ahora el 10 de mayo nos recuperamos un poco, es una fecha importante, comúnmente nos va bien, a ver cómo se pone este año”, dijo.

Aunque las condiciones del semáforo amarillo permitirán más celebraciones, reconoce que la situación económica de muchas familias es complicada, pues hay quienes están sin trabajo y comprar flores es un lujo, pues no son de primera necesidad. Además, señaló que el precio de la flor incrementó desde diciembre y en estas fechas sube más lo que la obliga a subir precios, “esperemos no sea tanto, porque entre más caro, menos compran”, expresó.

A pesar del panorama económico, dijo, prefiere mantenerse positiva, esperando sea una buena fecha para todos los comerciantes y sea el impulso para celebrar aviones próximas, “esperemos nos vaya bien a todos”, añadió.

Lo más buscado para celebrar a las mamás, detallo, son los arreglos y ramos de rosas, así como el girasol, gerbera, lilis, Casa Blanca y otras flores finas. Floricultores mexiquenses estiman una derrama económica de mil 300 millones de pesos para este 10 mayo, lo que representa un incremento del 40% respecto al año anterior.