TOLUCA, Edomex., 08 de enero de 2019.- Los hospitales y unidades médicas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) no han dejado de funcionar en el Estado de México, pese a agudizarse el desabasto de combustible en las estaciones de servicio del Valle de Toluca.

El delegado del IMSS poniente del estado, Enrique Gómez Bravo Topete, rechazó afectación alguna en sus actividades.

Precisó que tampoco han observado retardos o ausentismos del personal médico.

«La delegación poniente de la entidad opera al 100 por ciento, aún cuando el desabasto de gasolina lleva varios días y mucho menos retraso en los trámites administrativos ni en la operación de los nosocomios», concluyó.

Por su parte la Cruz Roja también rechazó problema alguno para la operación de sus ambulancias en el estado.