TOLUCA, Edoméx, 8 de noviembre del 2016.- Entrada la tarde de hoy, en sesión extraordinaria del Consejo General del Instituto Electoral del Estado de México (IEEM), celebrada en conocido hotel de la capital mexiquense, se llevó a cabo la toma de protesta de los y las integrantes de las Juntas y Consejos Distritales Electorales para el Proceso Electoral Ordinario 2016-2017 para elegir gobernador constitucional del estado de México para el periodo del 16 de septiembre del 2017 al 15 de septiembre del 2023, en la que el único ausente fue el consejero presidente Pedro Zamudio Godínez, sin que nadie dijera el motivo.

La celebración se llevó en completa calma y armonía, en la que se cuidaron las formas y el acto de civilidad propios de un encuentro masivo de este tipo. Cada una de las intervenciones, tanto de consejeros electorales, como de representantes de partidos políticos, dieron a conocer sus puntos de vista en torno a esta toma de protesta en la que ahondaron en los créditos académicos, perfiles idóneos y en la sobrada calidad moral de cada uno de los investidos.

Todos estuvieron de acuerdo en asumir que el próximo proceso electoral para elegir al gobernador que sustituirá a Eruviel Ávila Villegas en septiembre del 2017 será de completa relevancia nacional, toda vez que es la antesala de las elecciones del 2018 en el que se elegirá al próximo presidente de la República. Hay muchas expectativas, pero sustentadas en la certeza, legalidad y transparencia del proceso electoral.

Los representantes de los partidos acotaron que esperan completa legalidad e imparcialidad y dijeron estar al pendiente, vigilantes de cada uno de los pasos que realicen los integrantes de las Juntas y los Consejos Distritales. Ninguno emitirá silencio si detectan anomalías que se convertirán en impugnaciones o motivo suficiente para alejar al electorado de las urnas. Saben cada uno de ellos que deben evitar a toda costa el abstencionismo.

De entre todo el evento destacó la falta de participación de las mujeres, porque arrojaron el dato de que sólo el 33.3 por ciento de los integrantes de los órganos desconcentrados son mujeres, mientras que el 67.7 por ciento son varones. En pro de abogar por la igualdad de género, exhortarán en lo sucesivo a participar con mayor ahínco. En las demás esferas del proceso están al 50 por ciento.

También los consejeros electorales expresaron a las autoridades recién envestidas que deberán cuidar su entorno emocional para no afectar los intereses de la población votante, porque muchos tratarán de persuadirlos o seducirlos con propuestas fuera de contexto. De igual manera les dijeron que las relaciones interpersonales desde este momento no deben afectar en lo absoluto el proceso electoral, por lo que deberán hacer el máximo esfuerzo para no verse involucrados en escándalos que afecten el bien común.