Nos llegó una denuncia que llena a todos de indignación, pues en la calle Laguna Madre, en la Nueva Oxtotitlán los “dueños” de este perro lo mantienen amarrado día y noche, por lo que lanzan un llamado urgente a las autoridades para que tomen cartas en el asunto y se evite sigan maltratando a esta mascota.