CUAUTITLÁN IZCALLI, Edoméx., 15 de noviembre del 2016.- Apenas 316 metros lineales de colocación de concreto hidráulico en la intersección de la autopista México Querétaro a la avenida Morelos y un recorrido para supervisar la otra curva hacia la misma arteria fue lo que inauguró esta mañana el alcalde Víctor Estrada.

Cuautitlán Izcalli se ha distinguido en los últimos años en ser uno de los municipios con más baches de todo el Estado, las colonias han visto pasar administraciones y nadie le ha puesto atención a un problema que cada vez es mayor cuando llega el tiempo de lluvias.

En esta ocasión, se arregló una de las curvas de incorporación de la autopista México Querétaro en la zona de la Unidad Militar, sin embargo, la curva de salida todavía está inhabilitada por las mismas obras para los automovilistas que todas las mañanas tienen que dar una vuelta de más de 15 minutos hasta la zona de Tepalcapa para salir con rumbo hacia la capital del país por el anillo Periférico. Dicha obra duró más de un mes y aún no ha sido concluida en su totalidad.

También prometió que los accesos de las avenidas: Chalma, Huehuetoca, Paso San Marcos y Pirules y la zona de San Isidro serán rehabilitadas; estas son vialidades primarias del municipio donde a diario circulan miles de automóviles.

Durante el recorrido el alcalde presumió que las calificadoras Moody´s y HR Ratings le dieran altas notas por encima de los demás municipios por las obras que se llevan a cabo en el Parque Industrial Cuamatla.

Contrario a esta aseveración dicho Parque Industrial es una de las zonas en donde sus calles parecen verdaderas zonas de guerra por la gran cantidad de socavones y oquedades que se han formado desde hace varios años y nadie lo ha atendido.

Los trabajadores del ayuntamiento de Obras Públicas le dieron una “manita de gato” al pedazo de obra que había que inaugurar, estaba planeada el banderazo de paso al primer vehículo que por ahí tenía que circular, pero los trabajos de limpieza y pintura retrasaron el programa y sólo quedó la toma de la foto oficial con los vecinos “a modo” que se dieron cita para ovacionar al funcionario.