Toluca, Edoméx, 20 de octubre del 2016.- Durante el primer periodo ordinario de sesiones del segundo año de ejercicio constitucional, los grupos parlamentarios del PRD, PT, PAN, Morena y Movimiento Ciudadano plantearon un punto de acuerdo sobre la entrega de despensas por parte del Gobierno del Estado de México, beneficiando a su militancia y a su partido político, convirtiéndose en delito electoral.

En su intervención, la diputada perredista Juana Bonilla Jaime dijo que “el Grupo Parlamentario del PRD ha sido responsable en su postura como oposición. No hemos sido una fuerza política que impida el ejercicio de gobierno. Críticos sí lo hemos sido, pero a la vez hemos sido propositivos en esta asamblea, con el único fin de dotar a este gobierno de mejores herramientas legislativas con el objetivo de mejorar las condiciones de vida de quienes habitamos el estado de México”.

La secretaria de la Comisión Legislativa Electoral y de Desarrollo Democrático en el Congreso local dijo que “las corrientes ideológicas que representan el rechazo de la entrega de despensas, nos hemos comportado a la altura del mandato que nos ha sido dado por la ciudadanía, sin embargo, ahora que la contienda electoral que avecina, quienes son parte del gobierno empiezan a generar conductas contrarias a la vida democrática que ha privado la convivencia de las fuerzas políticas, representadas en este gobierno”.

“Las dos instancias del gobierno, federal y estatal, emanadas de la misma fuerza política mayoritaria en el estado, a principios de octubre repartieron despensas y monederos electrónicos en el municipio de Huixquilucan en un acto totalmente fuera del ejercicio de las funciones públicas, haciendo proselitismo de las bondades de este gobierno al otorgar dádivas con fines proselitistas para trabajar y lograr en ‘Grande’”, acotó la prosecretaria de la Comisión Legislativa de Gobernación y Puntos Constitucionales.

Bonilla Jaime agregó que además del caso de Huixquilucan, se sumó a este proceso de entrega de lo que calificó como dádivas, el municipio de Zinacantepec, donde le llamaron al acto Feria Integral de Servicios, a la cual mejor habría que nombrarse Feria Integral de Dádivas, acotó, en la que sin razón alguna el jefe de la oficina de la Presidencia de la República, estuvo presente en esta feria.

“Se repartieron cinco mil 500 despensas de Diconsa, así como cuatro mil 700 tarjetas de ‘La Efectiva’, con dos mil 750 pesos cada una. Según la información difundida en varios medios de comunicación. Seguramente se pretextará que para estos programas de Desarrollo Social son con el objetivo de mejorar las condiciones de vida de toda la población mexiquense”, concluyó la diputada perredista Juna Bonilla Jaime.