TOLUCA, Edoméx, 10 de octubre del 2016.- El diputado federal del PRD, Tomás Octaviano Félix, critica el Paquete Económico para el Ejercicio Fiscal de 2017, remitido por el titular del Ejecutivo Federal a la Cámara de Diputados el pasado 8 de septiembre, al cual le encuentra muchas deficiencias, entre ellas que no promueve el crecimiento, no genera condiciones para el desarrollo y mucho menos corrige el rumbo de un modelo neoliberal totalmente agotado.

‘‘El escenario macroeconómico así lo confirma, un crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) de entre 2 y 3 por ciento, una inflación del 3 por ciento (por cierto, que nadie cree), un tipo de cambio promedio de 18.2 pesos por dólar, una tasa de interés promedio de 5.3 por ciento y un precio del barril promedio de petróleo de 42 dólares’’, recalcó el legislador del Sol Azteca a nivel federal.

En cuanto a la Ley de Ingresos, el diputado federal Octaviano Félix dijo que el Ejecutivo Federal estima obtener ingreso por 4 billones 837 mil 512.3 millones de pesos, con una clara intención de no modificar el esquema tributario, es decir, sin incremento en los impuestos existentes, ni la creación de nuevos, lo que si plantea es un incremento de la recaudación por la vía de los contribuyentes cautivos y la incorporación a nuevos participantes al padrón.

Por su parte, el Proyecto de Presupuesto de Egresos plantea recortes en áreas sustantivas del gasto social y de inversión por el orden de los 239.7 millones de pesos, donde las áreas más afectadas son: Educación Pública, Comunicaciones y Transportes, Agricultura, Medio Ambiente, Salud y Pemex.

‘‘Sin embargo, uno de los grandes temas que llama principalmente la atención y por demás preocupante es el de la Deuda Pública, ya que se vuelve un elemento de vulnerabilidad real por su crecimiento exorbitante en lo que lleva esta administración’’, acotó.

El también secretario de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública en el Congreso Federal, proporcionó algunos datos sobre el tema: el Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público Presupuestario, que es el agregado más amplio de la deuda pública, en diciembre del 2012 ascendía a 5.6 billones de pesos y al 30 de agosto de este año, pasaron a prácticamente 9 billones de pesos, es decir, 3.4 billones de pesos de incremento en lo que va de este gobierno.

Para Tomás Octaviano Félix, no es menos relevante el dato que tiene que ver con la proporción de la deuda pública respecto al PIB, cuando en diciembre del 2012 representaba el 37.7 por ciento al 30 de agosto de este año alcanza ya el 50 por ciento.

‘‘Por tanto, como representante popular es mi deber advertir que en la entidad debe tomarse el tema con mucha cautela, ser más precisos sobre el origen y destino de los recursos por concepto de deuda y sobre todo, cuidar los márgenes de contratación, ya que los indicadores macroeconómicos comienzan a ser preocupantes en términos de las tasas de interés’’, concluyó el diputado federal Tomás Octaviano Félix.